• Una mala higiene bucal provoca inflamación de encías y sangrado

 

*C. D. JORGE ALBERTO ROMERO MARTÍNEZ

Xalapa

 

La gingivitis es una enfermedad bucal bacteriana que provoca inflamación y sangrado de las encías, causada por los restos alimenticios que quedan atrapados entre los dientes. Esta enfermedad se puede desarrollar después de tres días de no realizar la higiene oral (cepillado de dientes y lengua), produce fuerte dolor e inflamación severa a causa del debilitamiento e infección del tejido gingival, acompañado de hemorragias cuando se realiza el cepillado de dientes o cuando ingiere alimentos.

Cuando esta enfermedad evoluciona a un estado crónico, provoca bolsas periodontales, movilidad dentaria, sangrado excesivo y espontáneo y pérdida del hueso alveolar que sostiene a los dientes, con la gran posibilidad de perder piezas dentales.

Existen varios tipos de gingivitis, todas con las mismas manifestaciones clínicas. Un tipo de gingivitis especialmente destructiva es la denominada Gingivitis Ulceronecrotizante Aguda (GUNA). En ésta el paciente presenta un aliento putrefacto, un tejido gingival necrosado y hemorragias espontáneas severas.

¿QUÉ CAUSA LA GINGIVITIS?

Se desarrolla por mantener una mala higiene bucal, por eso es muy común en los niños pequeños. La acumulación de placa bacteriana es la culpable. Ésta es una capa transparente, pegajosa y suave que está compuesta por toxinas y demás residuos. Éstos se acumulan a las piezas dentales y a las encías. Si no es eliminada completamente mediante el cepillado, el hilo dental y el enjuague bucal, ésta se endurece y luego es muy difícil de quitarla de allí. Además, causa irritación severa en el tejido gingival y produce la llamada: gingivitis.

También es ocasionada por desórdenes hormonales. Es muy común en las mujeres durante el embarazo o después de la menopausia y en los adolescentes durante la pubertad.

La falta de vitaminas C en el organismo también puede ocasionarla, es recomendable que agregue a su dieta alimentos que las contengan como naranja, limón, kiwi, mandarina, fresa… Y alimentos con vitamina B3 como cereales, legumbres, cacahuate.

Fumar además de ser malo para la salud de los pulmones es otra de las causas principales de la aparición de gingivitis. Las sustancias toxicas que contiene el humo irrita las encías y permite que el sarro se acumule más fácilmente.

El estrés agrava este problema. Durante la noche, mientras las personas duermen presionan bruscamente los dientes, esto causa que las encías se lastimen, se irriten y se debiliten.

Si tiene sospechas de que puede tener gingivitis debe saber que esta enfermedad debe tratarse desde el comienzo, ya que si avanza puede causar daños severos y permanentes como pérdida de las piezas dentales y problemas en la mandíbula.

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DE LA GINGIVITIS?

Los síntomas de la gingivitis son fáciles de distinguir y de darse cuenta si la posee o no. Sólo debe observar detalladamente dentro de su boca en un espejo y fijarse si tiene:

  • Encías inflamadas, a veces están tan inflamadas que hasta pueden causar bolsas periodontales.
  • Encías de color rojizo brillante.
  • Sangrado frecuente. Puede producirse hasta con un suave roce y cuando duerme, y aparecer con mayor intensidad cuando se cepilla los dientes o cuando come.
  • Pus en las encías. En algunos casos más avanzados suele aparecer.
  • Dientes separados.

 

También debe estar atento si padece mal aliento, sensibilidad en los dientes y si tiene sensación de que las encías se mueven o si siente las piezas dentales flojas, porque éstos también son síntomas comunes de la gingivitis.

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO?

Si no está muy avanzada la enfermedad, el odontólogo recetará enjuagues antisépticos y antibacterianos, que ayudarán a disminuir la inflamación y el sangrado, también realizará una limpieza profunda para eliminar y remover la placa. Luego enseñará al paciente cómo debe cepillar correctamente la dentadura y cómo utilizar el hilo dental. Para aliviar el dolor y las molestias recetará medicamentos.

También recomendará la pasta dental adecuada para proteger los dientes y el cepillo correcto para su higiene, éste deberá ser de cerdas suaves.

Esta enfermedad al igual que los dientes manchados es una de las principales causas por las que las personas no quieren lucir su sonrisa, ya que mostrar encías con ese aspecto es muy antiestético.

 

*Presidente del Colegio de Cirujanos Dentistas de Xalapa, A. C., Filial de la ADM.  

Av. Granado # 96, Arboledas del Sumidero.

Xalapa, Ver.

Tel.: (228) 810-4992.